Gestionar el cambio…

“Nadie puede ser esclavo de su identidad: cuando surge una posibilidad de cambio, hay que cambiar.”

Elliot Gould – Actor estadounidense

Recuerdo que durante muchos años cuando hacía un plan estratégico o un plan de marketing uno de los apartados al que menos atención prestaba podría ser el macro-entorno, incluso en sectores intervenidos como el farmacéutico los movimientos en este ámbito (legislativos fundamentalmente) tenían una repercusión en el medio plazo, rara vez en el corto plazo. El detalle macro de la economía era favorable y positivo, sin embargo de un tiempo a esta parte el calado cada vez mayor de las cifras macro altera notablemente el que podamos establecer un escenario de trabajo, independientemente de si es favorable o negativo, cada vez aparecen índices nuevos, parámetros que eran desconocidos y que no tenían una incidencia directa sobre el devenir previsional de la empresa, ahora bien, ahora que todo el mundo es especialista en economía y que los medios se han interesado por aportar su granito de ignorancia y caldear el ambiente tienen un impacto que hace difícil calibrar en un plan la sostenibilidad de la hipótesis de trabajo.

Además de lo anterior, se da la circunstancia de que el actual Gobierno no está manejando adecuadamente la situación (al menos en lo que a comunicación se refiere) y genera unas dudas importantes sobre la solvencia de sus planteamientos.
Una de las cuestiones en las que suelo poner el acento, cuando me enfrento a gestionar un cambio en cualquier organización, es tratar de aplicar una estrategia de ataque según el método de los 8 pasos definido en su momento por John P. Kotter que tan buenos resultados me ha proporcionado en anteriores desarrollos.
Si, el estratega que hay detrás de la comunicación, se hubiera leido este libro en lugar de El príncipe de Maquiavelo (con el que nos dosifica el veneno letal de las píldoras informativas que generan) quizá estaríamos hablando de otro escenario y de un ánimo diferente en términos generales.
El modelo de Kotter plantea 8 fases que deben gestionarse adecuadamente en una organización que desee interiorizar un cambio, aplicado al desaguisado comunicacional de la política económica de este Gobierno sería:
1. Generar una sensación de urgencia: hace meses se nos tenía que haber dicho cuál era la situación real, creo que no era necesario que lo refrendara un externo que la situación es crítica y aquí se ha perdido una enorme oportunidad. En esa urgencia nuestro presidente debería haber salido al frente y trasladar un contundente mensaje de: “vamos a poner todo a trabajar en este sentido” lo hizo Churchill como hombre de estado frente a la amenaza nazi y otros líderes…
2. Organizar una fuerte coalición directiva: Esto merece un pacto entre los principales partidos del gobierno me da igual el color, la orientación,…señores: unos nos han metido en este “marrón” y ahora no pueden hacerse los despistados, y aparcar diferencias que nos jugamos bastante.
3. Generar una visión para focalizar el cambio deseado: Comunicación, está claro que a España lo que nos une es más que lo nos separa, estamos sensibles y con ganas de hacer un Fuenteovejuna, pero con una buena alianza, una visión potente que nos represente el futuro en el que queremos estar, sin niñas de Rajoy ni historias, algo concreto y certero, nos pondría a todos a la tarea.
4. Comunicar la visión: Todas las cadenas a disposición para en lugar de que salga los programas que aborregan audiencias, salga el equipo de gobierno explicando qué va a hacer, por qué y cuándo…como el mensaje del Rey, pero en lugar de hacer la gracia tomarse en serio la bonita historia.
5. Facilitar que otros pongan en práctica esa visión: aquí si que toca hacer medidas y cada vez tengo más claro que pasa por hacer que las decisiones lleguen directas sin intermediarios, aquí las comunidades y delegados deben perder autonomía para que cumpla y respete lo diseñado.
6. Planificar la obtención de éxitos en el corto plazo: una de las cosas que más me está llamando la atención es que no se ha marcado un hito, una simple reducción, congelación arbitraria…¿por qué una paga extra a los funcionarios (mal elegido hasta el recorte)? ¿por qué no dos?…no hay una explicación clara, ¿por qué un 21% del IVA?… me gustaría, exijo que se ponga una meta a corto, un pequeño éxito que nos diga que estamos aprobando la reválida.
7. Consolidar las mejoras y producir más cambios: A medida que se produzcan ir asentando esos cambios, de nada sirve que a los primeros brotes verdes o primeras muestras de recuperación caigamos en la autocomplacencia y en regodearnos de lo bien que lo hacemos (los españoles somos muy campeones en esto también)
8. Institucionalizar nuevos métodos: Cambiar el modelo y evitar cometer los mismos errores que nos han llevado hasta aquí.
Se que todo lo anterior sobre el papel parece que se sostiene, puede sonar un brindis al sol, pero creo que necesitamos que se nos aporte seguridad, ya no confianza (esto se gana y se otorga) en que estamos en buenas manos…hasta la fecha no es lo que hemos recibido, de ahí la insatisfacción y el grado de enervamiento de los ciudadanos.
Dejo una presentación en la que aparece algo sobre gestionar el cambio.

Cooperación entre empresas 20100629

View more presentations from TSMGO

Cooperación entre empresas 20100629

View more presentations from TSMGO
Tags , , , , , , , , , , , ,

COMMENTS (3)

  1. QUIQUE
    17 Julio, 2012 Reply

    Ricardo, te felicito. Has dado en el clavo.

    1. TSMGO RM
      17 Julio, 2012 Reply

      Gracias Quique, como ves lo que nos une es más de lo que creemos, me alegro que te haya parecido interesante y que compartas alguno de mis puntos de vista, sólo he tratado de reflejar la impotencia que me produce una situación que creo que con un manejo adecuado daría otros resultados. Abrazo y gracias!

  2. Selección natural...o artificial | TSMGO: The Show Must Go On (El Show debe continuar)
    17 Septiembre, 2012 Reply

    […] Gestionar el cambio… […]

LEAVE A COMMENT