Etiquetas 2.0

1x1.trans - Etiquetas 2.0 - redes sociales libertad experiencia cooperación concepto colaboración aprendizaje“Los hombres son criaturas muy raras: la mitad censura lo que practica; la otra mitad practica lo que censura; el resto siempre dice y hace lo que debe.”

Benjamin Franklin – Político y científico estadounidense

Hace tiempo que tenía ganas de escribir esta entrada, pero a raiz del post de Juan (@lasblogenpunto) creo que ha llegado el momento oportuno para redactarlo y colgarlo. Desde luego ha bordado la entrada 🙂 y aunque parezca aprovechamiento de su brecha lo cierto es que ayer durante una comida hablé con una persona de estas “etiquetas digitales”.

En un momento en el que abunda la sobre-información, duplicidad de contenidos y nuestro tiempo sigue igual de limitado que de costumbre, los tags, las listas o las etiquetas nos ayudan a organizar ese caos y esa marea de datos y contenido que surge de la cornucopia 2.0 que es internet. Ahora bien, el principal problema que tienen las etiquetas es que marcan, clasifican y pese a que el beneficio de facilitar la vida digital parece mayor que la pérdida de sentido común y criterio que generan, aportan en ocasiones matices que “desvirtúan” la pureza de las mismas por eso quiero dejar aquí alguno de los males que también incorporan:

  • Las personas estamos llenas de matices, somos poliédricas y aunque en determinado ámbito podamos comportarnos de una manera no quiere decir que seamos así para todo y que si bien el anterior “especimen etiquetado” se comportaría de esta manera quizá no podamos inferir que el siguiente actúe de la misma forma.
  • Hay una labor de censor cuando etiquetamos a alguien, ¿con qué autoridad nos arrogamos la capacidad de etiquetar a alguien?¿quiénes somos para mostrar a los demás nuestra calificación de esa persona?…suena todo a una especie de despotismo: yo te califico y te ubico aquí y nada de lo que hagas puede hacer que cambie de opinión.
  • Del mismo modo que rentabilidades pasadas no aseguran rentabilidades futuras, las personas evolucionan, cambian y modifican comportamientos y la experiencia nos hace más únicos y responsables con nuestra actitud.

Dicho lo anterior,como si fuera un muro de Facebook voy a manifestar lo que me gusta o no me gusta (está posibilidad no existe pero…todo se andará)

  • Me gustó la actitud de una persona en una comida reciente que no quiso manifestar su opinión sobre alguien que no estaba allí para no condicionar y porque cada uno conforme a su criterio “etiquetara al individuo”.
  • No me gusta…me molesta profundamente que alguien “etiquete” a personas en el mismo saco simplemente por compartir bases ideológicas comunes
  • Me gustan las etiquetas removibles, las personas evolucionan y lo que en su momento hizo es información a tener en cuenta pero quizá ahora con unas circunstancias diferentes su comportamiento varíe.
  • No me gusta…me molesta el pensamiento único y la visión sectaria de los míos y los otros, los buenos y los malos que últimamente parece brillar con fuerza bajo el “anonimato” de las redes o la distancia mental que ofrece.

Esta entrada no está dirigida contra nada, ni contra nadie sólo pretendo dibujar un escenario que creo que atenta contra la “pureza” original del medio…contaminar y manchar este bosque puede forzar situaciones límite.

Tags , , , , , ,

LEAVE A COMMENT